Huevos de Pascua con Rayas

Crear hermosos y coloridos huevos es una actividad divertida y gratificante para las familias durante Pascua.

Preparación
30 mins Tiempo de preparación 15 mins Tiempo de cocción
30 mins Tiempo de preparación
15 mins Tiempo de cocción
  • 1. Coloca los huevos en una sola capa en una cacerola grande. Agrega suficiente agua fría para que queden cubiertos con 1 pulgada de líquido. Tapa la cacerola. Cocina a punto de hervor a fuego alto. Retira del fuego. Deja reposar durante 12 minutos (agrega o quita 3 minutos por cada tamaño más grande o más pequeño de los huevos).

  • 2. Retira el agua caliente y enfría los huevos rápidamente colocándolos debajo del agua fría (o en agua con hielo) hasta que se hayan enfriado por completo. Coloca ligas de hule alrededor de los huevos. Combina ligas anchas y delgadas. Colócalas a lo largo y a lo ancho de los huevos.

  • 3. Mezcla 1/2 taza de agua hirviendo, 1 cucharadita de vinagre y 10 a 20 gotas de colorante para alimentos para conseguir los colores deseados. Repite el procedimiento para cada color. Sumerge los huevos duros en el colorante durante unos 5 minutos. Usa una espumadera, huevera de alambre o pinzas para agregar o retirar los huevos del colorante. Permite que los huevos se sequen. Retira las ligas de hule.

Consejo de cocina

Huevos de Pascua con Dos Colores: Sumerge los huevos sin ligas de hule en un colorante. Permite que los huevos se sequen. Coloca ligas de hule alrededor de los huevos y continúe como se indicó, utilizando un colorante de otro color. Para obtener mejores resultados, usa un colorante más claro, como amarillo o rosa, para el primer teñido, y un color más oscuro, como azul o verde, para el segundo teñido.

Consejos para teñir huevos:

• Cubre la superficie de trabajo con capas de papel periódico antes de teñir los huevos.

• Reúne todos los utensilios que necesitarás para trabajar, incluso tazones pequeños o tazas para cada colorante, cucharas para cada tazón y toallas de papel para los derrames. Los tazones deben ser suficientemente profundos para sumergir por completo los huevos.

• Para que la limpieza sea más sencilla, usa jabón y agua repetidamente para quitarte el colorante de las manos y de la mayoría de las superficies de la cocina. Si es necesario, usa limpiadores multiusos con blanqueador para las superficies.

• Haz una base para secar los huevos cortando un tubo de cartón de las toallas de papel.

Note: 0

Añadir su opinión

Top